SUGERENCIA DE TRABAJO INTERNO Agosto, 2020.

 

Usaremos la energía del día para hacernos responsable de nuestros problemas y bajarle a las comparaciones con los demás países y personas.

 

Nos inspiraremos en un texto de Luis Jorge Arnau Ávila

 

Cada vez que algo pasa, lo que sea, nos encanta decir que somos la vergüenza del planeta, el hazmerreir del mundo y la comidilla internacional, pero es darnos demasiada importancia porque el resto del mundo tiene tantos problemas propios que a veces no sabe ni dónde está México, ellos andan atorados en sus propios ridículos:

 

En España tardaron más de un año en ponerse de acuerdo para tener gobierno, y cada tercer día sale gente a protestar en coche creando un tráfico memorable en plena pandemia. O sea que lo nuestro es cosa de niños.

 

En Brasil, el presidente es un inculto buscapleitos que ha provocado con sus desplantes miles de muertos. El nuestro, en comparación, es finísima persona.

 

En Estados Unidos… bueno, de allá ni hablo, el troglodita al frente no merece atención ni comentarios. La gente hace protestas multitudinarias por querer salir a la calle y los últimos líos por discriminación son violentos e impresionantes.

 

En Inglaterra, Boris Johnson tuvo que aprender, por las malas, a no suponer que tenía dominado el coronavirus. Digamos que se comportó como el Barbosa inglés. Hablar mal del gobierno de México sería para él como escupir al cielo.

 

En Rusia, Putin presumía de que ese bicho no se metería con él, muy macho, que había aplanado la curva a golpes, pero tuvo que tragarse sus palabras ahora que es de los más infectados.

 

Las devaluaciones argentinas ya hubieran infartado aquí a decenas de empresarios, difícilmente están interesados en nuestra inflación o si el presidente se fue de gira turística como las de Chabelo.

 

O sea que no creamos que en Austria se levantan cada mañana para ver en qué lugar va el Cruz Azul, o los tailandeses escuchan por internet a Gatell, cada quien asegura tener el peor gobierno del mundo sin dar mucha atención a nuestros desvaríos. Todos sufren, y si acaso, la libran un poco los países que —por coincidencia o no—están gobernados por mujeres. 

 

A mí no me preocupa lo que piensan en Hungría o si Egipto ríe de abrazos y no balazos, me duele mi vecino enfermo, mis amigos en Nayarit recibiendo tercos turistas de Jalisco, la mujer de Monterrey que en el video no sabe que Tabasco está en México

 

Y si afuera se burlan, podré reírme de los obispos italianos que protestan porque el covid se inventó para que no celebren misa, o el chamán colombiano que asegura poseer una hierba que cura eso y más, o los suecos que ignoraron al virus hasta que les partió el hocico, y un largo etcétera hasta el fin de los países, menos Nueva Zelanda, que me sorprende por coordinada, educada, limpia, solidaria y efectiva (gobernada, también, por una mujer).

 

EJERCICIO DE ATENCIÓN PLENA: Respiro SIETE VECES profunda, suave y conscientemente; disfruto de mi silencio y coopero con mis sentidos para sincronizarme con mi sabiduría interna, y hacerme responsable de mis problemas y apoyar -en la medida de lo posible- a los demás. 

 

EJERCICIO DE ESCRITURA. 3 minutos.

¿Qué me distrae, qué es más importante que mi crecimiento personal?

1.__________________________

2.__________________________

3.__________________________

 

ME REGALO 3 MINUTOS.

A veces nos sabemos la vida y obra de personajes que admiramos… pero:

¿Qué herramientas pueden ayudarme a “volverme experto en mí”?

1.__________________________

2.__________________________

3.__________________________

Pin It on Pinterest

Share This
Abrir chat
1
Hola, En que podemos apoyarte?